Internacionales

“Putin dejará el poder en 2023″, adelantó el ex jefe del servicio de inteligencia británico Richard Dearlove

El ex líder del MI6 aseguró que el ruso está gravemente enfermo y será trasladado pronto a un hospital. “Ante los persistentes rumores de que el hombre fuerte de Rusia está gravemente enfermo, un método para hacer avanzar las cosas sin necesidad de un golpe de Estado violento sería internarlo en un hospital de larga duración para enfermos incurables, sugirió este domingo Richard Dearlove, ex jefe del servicio de inteligencia británico, el MI6.

“Creo que se irá en 2023, pero probablemente al sanatorio, del que no saldrá como líder de Rusia”, vaticinó en su podcast One Decision.

Richard Dearlove (Grosby)

El ex jefe del Servicio de Inteligencia Secreto británico, sin embargo, aclaró: “No digo que no vaya a salir del sanatorio, sino que no saldrá como líder de Rusia”. Para el ex líder del MI6 , “esa es una forma de hacer avanzar las cosas sin un golpe de estado.

En abril pasado se informó de que Putin padecía un cáncer de tiroides y era seguido las 24 horas del día por un médico especialista. El descubrimiento, realizado por el medio de investigación Project, bloqueado en Rusia y que ahora funciona desde el extranjero, respalda las recientes teorías de que Putin lanzó la ofensiva en Ucrania sin informarle al pueblo ruso de su verdadero estado de salud.

Una de las versiones es que ha sido tratado con esteroides, lo que le ha provocado un aspecto hinchado en la cara y el cuello.

Los rumores crecieron ayer con la declaración del cineasta Oliver Stone, que pasó años siguiendo al ruso y que incluso filmó un documental con él en el Kremlin y en su residencia personal. “El Señor Putin ha tenido este cáncer y creo que lo ha superado”, dijo el director al entrevistador Lex Fridman en su podcast.

Dearlove señaló a Nikolai Patrushev, secretario del Consejo de Seguridad Nacional y uno de los “siloviki” -oficiales de seguridad- favoritos de Putin, como el probable sustituto en caso de que Putin sea trasladado a una institución médica. “En este caso, el sustituto probablemente sea permanente. No hay un plan de sucesión en el liderazgo ruso”, afirmó.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba